Lagos


Por la erosión glaciar en los circos o en los valles glaciares, se forman unas cubetas en las que se almacena el agua dando lugar a los lagos de montaña. Estas aguas retenidas también se pueden originar en cuencas de sedimentación por escurrimiento del agua de la lluvia o por filtración de aguas subterráneas.

Lagos, el mejor aliciente para alcanzar tu meta

Los lagos suelen estar alimentados por uno o varios ríos. En caso contrario, se denominan endorreicos. Son abundantes en latitudes altas, especialmente en zonas de alta montaña que han sufrido la acción de los glaciares. Son los lagos glaciares, pero hay otros tipos:

  • Lagos Aluviales, formados por agua represada en una cuenca debido a la obstrucción de su salida natural.
  • Lagos de cráter, originados tras la explosión de un volcán, al inundarse el hundimiento circular que se queda tras la extinción.
  • Lagos Pelágicos, vestigio de antiguos mares que quedaron rodeados de tierra.
  • Lagos Cársticos, formados en suelos cálcareos con abundancia de sales calizas (bicarbonato cálcico) y sedimentarios ricos en rocas evaporitas (sal gema y yeso), sensibles a la erosión cárstica.
Top

Información Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. X Cerrar